polisea

navegando en mares no nacidos

polisea header image 2

Bruselas, una estación

December 10th, 2010 · 1 Comment

Regresar a Bruselas es un antídoto contra el silencio. Despierta mi memoria y me devuelve a las páginas que en otros años fueron de reflexión y de desahogo. Vuelvo a casa de Rebeca tras pasear por la ciudad, comer en Le Perroquet y comprobar que el tiovivo más bonito del mundo sigue girando donde siempre ha estado, en mi recuerdo. Enciendo el ordenador con la firme resolución de expresar esto con algunas palabras más que las que permite la inmediatez del Facebook. Esta vez no caben en un par de líneas y, aunque cupieran, quiero guardarles un lugar de honor. Entro en mi blog, abandonado, de nuevo, hace más de un año y me sorprendo al comprobar que lo que escribí entonces es prácticamente lo mismo que puedo escribir hoy. El 14 de septiembre de 2009 acababa de aterrizar procedente de Bruselas y por la noche tuve la fortuna de escuchar a Leonard Cohen en Granada. Ahora estoy de nuevo en la ciudad y Cohen lleva acompañándome más de lo habitual las dos últimas semanas.

Volver a Bruselas es descubrir que hay lugares cuya materialidad se deshace para renacer esculpidos en el marmol de la memoria. Paseo por el mercado navideño de Saint Catherine y de pronto soy incapaz de recordar que no he estado allí desde hace dos años. El tiempo no es lineal, eso es una falacia. Pensar que el tiempo es esa flecha que se dispara al futuro engaña a la evidencia. El tiempo que no es tanto su realidad física, sea cual sea, sino nuestra vivencia del mismo, es una espiral en la que distintos fragmentos de recorrido se superponen y se intercambian. Nadie recuerda su vida por años. El olvido nos ahorra ese tedioso trabajo. El tiempo no es lineal porque olvidamos los detalles y nos aferramos a lo sustancial. ¿Qué es lo sustancial? Para mi, hoy, ese tiovivo que no ha dejado de girar desde que hace dos años lo descubriera. ¿Cuánto tiempo llevaría girando?

Nuestro tiempo humano es sólo un cuadro de Escher. Sólo Funes el Memorioso vive la vida como una sucesión de eventos.

Tags: Bruselas

1 response so far ↓

Leave a Comment